Declaración de la FIFA sobre el último informe de Amnistía Internacional acerca de la situación en Qatar

Tal y como manifestamos tras la publicación en diciembre de 2015 del informe de Amnistía Internacional sobre los trabajadores inmigrantes en Qatar, la FIFA es plenamente consciente de los riesgos que encaran los obreros de la construcción en este país, así como de la oportunidad que se le presenta —junto con otros grupos de interés— para procurar la mejora de sus condiciones de trabajo. Estamos convencidos de que el excepcional atractivo y la proyección universal de la Copa Mundial de la FIFA™ actúan como un fuerte catalizador para lograr un cambio trascendental.

Desde 2011, la FIFA ha mantenido reuniones con diversos grupos de interés, incluida Amnistía Internacional, con objeto de hallar la forma de conseguir tan pronto como sea posible condiciones laborales justas en las obras de los estadios de la Copa Mundial de la FIFA™.

Este es un proceso en curso. Los retos permanecen, pero la FIFA confía en que las estructuras y los procesos establecidos hasta la fecha por el Comité Supremo para la Entrega y el Legado —entidad que asume la responsabilidad de la infraestructura de la Copa Mundial de la FIFA™— constituyan una buena base para realizar un seguimiento de las medidas adoptadas en materia de los derechos de los trabajadores inmigrantes en las obras de los estadios del Mundial. Estos procesos incluyen las normas para la protección de los trabajadores implantadas en 2014, una comprobación de que todos los licitadores cumplan con la legislación vigente, la publicación periódica de informes y un sistema de auditoría de cuatro niveles. Este planteamiento y las medidas adoptadas se han discutido con los grupos de interés, incluida Amnistía Internacional.

Asimismo, la FIFA no cesará de instar a las autoridades gubernamentales qataríes y otros grupos de interés a que emprendan acciones a fin de garantizar que tales normas sirvan de referencia para los proyectos de construcción en Qatar.

"Somos plenamente conscientes de los riesgos a los que están expuestos los obreros en Qatar y confiamos en que las medidas adoptadas por el Comité Supremo para la Entrega y el Legado son las adecuadas y que ya han servido para mejorar la situación de los trabajadores inmigrantes en las obras de los estadios de la Copa Mundial de la FIFA —declaró el jefe de Sustentabilidad de la FIFA Federico Addiechi—. Supervisamos detenidamente el desarrollo y abordamos los problemas gracias al contacto regular que mantenemos con el Comité Supremo. Asimismo, nos hemos entrevistado con algunos de los principales grupos de interés para hallar la mejor forma de salir adelante. Es evidente que todavía quedan muchos retos, pero avanzamos por el buen camino y nos hemos comprometido a seguir mejorando las condiciones laborales y a seguir contribuyendo a la protección de los derechos de los trabajadores en los proyectos de los estadios del Mundial".

Información preliminar Amnistía Internacional presentó recientemente a la FIFA un informe sobre los resultados de las investigaciones que se llevaron a cabo de febrero a mayo de 2015 sobre las condiciones laborales en el estadio internacional Khalifa y la zona Aspire que lo rodea en Doha (Qatar). La FIFA dio respuesta a Amnistía Internacional y el Comité Supremo también envió una respuesta escrita con los pormenores de las acciones emprendidas desde que dichas investigaciones tuvieron lugar.

Para más información sobre la postura de la FIFA con respecto a los derechos humanos, vea nuestro documento informativo sobre el tema.