Los ojos de Bronze apuntan hacia el oro

27 jul. 2021

Tras haber ganado el premio The Best a la Jugadora de la FIFA, Lucy Bronze anunció sus ambiciones para 2021: conquistar la Liga de Campeones Femenina de la UEFA con el Manchester City y disputar el Torneo Olímpico de Fútbol Femenino con Gran Bretaña.

“Nunca he estado todavía en unos Juegos Olímpicos. Me encantaría disputar esa competición y ganar la medalla de oro”, señalaba en la página web de su club. 

Su primer deseo quedó hecho añicos en cuartos de final frente al Barcelona, futuro vencedor de la competición, pero el segundo ha empezado con muy buen pie. Este martes, el Team GB remató la clasificación para la segunda fase que había logrado en el partido anterior quedando primera de su grupo, tras un empate contra Canadá (1-1). 

Primer tanto en contra

Tras empezar perdiendo 1-0, las británicas llevaban camino de ceder su liderato a sus rivales, pero Caroline Weir logró empatar con un disparo lejano que desvió Nichelle Prince hacia su propia portería a cinco minutos del final.

Ha sido un justo y tremendo alivio”, confirma Bronze a FIFA.com después del encuentro. “No merecíamos perder este partido. Eso es lo que sentíamos todas y, cuando el balón por fin acabó en el fondo de las mallas, nos quedamos aliviadas. Queríamos quedar al frente de este grupo, y hemos cumplido nuestro objetivo”. 

El tanto canadiense vino a poner un borrón en el hasta entonces balance inmaculado del combinado británico. “Antes del partido queríamos que siguiese así, pero cuando te enfrentas a las mejores selecciones del mundo, es difícil mantener tu portería imbatida en cada partido”, subraya Bronze.

“Pero al menos, ahora sabemos que, aunque tengamos un gol de desventaja, somos capaces de volver a meternos dentro del partido. Esa es la lección que podemos sacar tras haber encajado ese gol”. 

El 1-0 de las Canucks surgió de una internada fulgurante de Ashley Lawrence por la banda que defiende la lateral derecha inglesa. Y Bronze estuvo a punto de interceptar el centro raso que atravesó toda la defensa hasta llegar a los pies de Adriana Leon, quien remató el espléndido servicio al fondo de las mallas (55’).

“Claro que pensé que ese balón era mío”, afirma sonriendo Bronze. “Cuando juegas en defensa, nuestra primera misión es no conceder ni un solo gol. Hemos trabajado mucho en nuestra defensa de los centros dentro del área, y para mí fue un disgusto que dejásemos que entrase ése”

Tres asistencias

Sin embargo, la jugadora de las Citizens no tiene motivos para avergonzarse de su rendimiento en esta fase de grupos, después de haber servido tres asistencias en los dos primeros encuentros de su selección, todas ellas para Ellen White.

“Me dejan mucha libertad en el terreno de juego, y eso me da la posibilidad de ir a echar una mano en ataque; y también es eso lo que se espera de mí. Funcionó muy bien en los dos primeros partidos, pero ante todo soy una defensa, y mi papel consiste en impedir que marque el equipo rival. Cuando lo consigo, es un sentimiento más satisfactorio que los pases de gol”, asegura. 

Otro motivo de orgullo para Bronze y sus compañeras: no han visto ninguna tarjeta amarilla desde el comienzo del torneo. “Eso quiere decir que estamos siempre bien colocadas, que no cometemos faltas estúpidas, y que a nuestras rivales les resulta difícil abrirnos brechas”, comenta. “Esa era nuestra ambición de partida: ser sólidas, herméticas y disciplinadas. Y es lo que hemos demostrado aquí en todos nuestros partidos”. 

Los últimos encuentros de la jornada concluyeron algo más tarde que el de las británicas, revelando el cuadro final de la fase de eliminatorias. Gran Bretaña se enfrentará en cuartos a Australia, que se ha colado entre las mejores terceras de grupo.

Antes incluso de conocer su rival, Bronze se mostraba confiada en la capacidad de su selección para saciar su sed de oro: “Este equipo tiene muchos puntos fuertes. Hemos cambiado de once inicial en cada partido, a excepción de mí y la portera, y hemos hecho un buen trabajo en todo momento, ya sea en defensa, en el mediocampo o en ataque. Tenemos muchísimo talento en esta selección, tanto en el terreno de juego como en el banquillo. Creo que este equipo es diferente y mejor que antes”.