Nico Sarmiento: "Para cualquier argentino, jugar ante Brasil tiene un extra"

  • Brasil y Argentina se miden este miércoles en semifinales

  • Hablamos con el portero de este partido y del duelo de cuartos ante RFU

  • Destaca la actuación en cuartos de su amigo Lucas Farach, héroe al detener el decisivo penalti

Nico Sarmiento no paraba de abrazar y decirle cosas al oído a su compañero Lucas Farach cuando toda la piña de Argentina celebraba el pase a semifinales de la Copa Mundial de la FIFA tras vencer a la RFU en la tanda de penaltis.

Segundos antes, una mirada cómplice entre los dos había llevado a Farach a colocarse entre los tres palos para el séptimo disparo de la RFU al ver que el encargado era Romulo.  "Él me miró, lo vi con mucha confianza y cuando me pidió hacer el cambio no lo dudamos", destacaba a FIFA.com Nico Sarmiento. Una decisión más que acertada entre dos amigos que valió un pase a unas semifinales con un gran premio. Esperaba su gran rival, Brasil.

Hablamos con el elegido mejor portero del Mundial de 2016 de la relación que tiene con su compañero, del duelo de cuartos, la ambición por lograr otra Copa Mundial, lo que supone enfrentarse a Brasil y un mensaje especial que vieron en redes.

FIFA.com: ¿Recibiste muchos mensajes tras el partido de cuartos ante la RFU?

Nico Sarmiento: ¡Un montón! Todos estaban muy contentos, aunque sufrieron bastante, hasta gente que sé que nunca mira un partido de futsal y en algún momento se engancharon. Estamos muy contentos de haberle sacado una sonrisa a familia y amigos.

Incluso hubo un mensaje en Instagram para vosotros de un jugador de fútbol que ahora mismo está en París…

[Suspira] Acá todos lo admiramos. ¡Al que no le gusta Messi no le gusta el fútbol! Todos en el plantel somos futboleros y que el mejor jugador del mundo nos esté viendo nos llena de orgullo. Saber que Messi nos está siguiendo es otro motivo más a sumar para enfrentarnos a Brasil.

¿Qué se siente como portero el clasificarte en una tanda de penaltis en la que tanto tú como tu compañero Lucas Farach detenéis lanzamientos?

Ahora en frío estamos muy contentos. Sabemos la dificultad que implica llegar a la semifinal de una Copa Mundial, más con un duelo tan exigente. Poder ayudar y colaborar parando penales es un placer. Es una situación límite y desde hace semanas lo veníamos entrenando y perfeccionando tanto con el cuerpo técnico como con los compañeros.

¿Cómo se prepara una tanda de penaltis?

¡A pelotazos en los entrenamientos! [Risas]. En las semanas de preparación, con los compañeros, nosotros parando y ellos practicando su propia definición. Antes de los partidos, el entrenador de porteros Nico Noriega y el analista de video nos iban pasando vídeos sobre los lanzadores del rival, sus costumbres, qué carreras hacen cuando se acercan a la pelota… Intentan que estemos lo más informados posible para los penaltis. En esos momentos de nervios y emoción, lo que no se tenga claro se olvida.

¿Se te vio muy contento por tu compañero Lucas Farach cuando detuvo el séptimo penalti de la RFU?

Por Lucas me da una felicidad enorme. Sé todo lo que trabajó y peleó por estar en el Mundial y para estar listo siempre que se le necesite. En el último penal decisivo me miró, lo vi con mucha confianza y cuando me pidió hacer el cambio no lo dudamos. Tenemos una muy buena relación que hace que la convivencia sea más fácil. Nos ayudamos el uno al otro en todo momento.

¿El cambio lo decidís vosotros o tiene que estar el cuerpo técnico de acuerdo?

El míster nos da bastante libertad para decidir lo que nos sintamos más cómodos. Es algo hablado con ellos y con el entrenador de porteros antes de la tanda. Habíamos arreglado quién entraba según qué penal, y si pasábamos el quinto iríamos viendo penal por penal. Saber que tenemos su respaldo y el de los compañeros nos hace salir a jugar con una tranquilidad diferente. En un momento límite puede marcar la diferencia.

KAUNAS, LITHUANIA - SEPTEMBER 26: Nicolas Sarmiento of Argentina looks on during the FIFA Futsal World Cup 2021 Quarter Final match between Football Union of Russia and Argentina at Kaunas Arena on September 26, 2021 in Kaunas, Lithuania. (Photo by Angel Martinez - FIFA/FIFA via Getty Images)

Sorprende verte en los partidos agachado y dando golpes al parqué. ¿A qué se debe?

Lo de los golpes no es algo muy reflexionado [sonríe]. A veces me pasa, pero no tiene una explicación… A veces veo los vídeos y me digo '¿qué estoy haciendo con la vida?' [ríe a carcajadas] pero en el momento surge así, pero ni puedo ni lo quiero cambiar. Es parte de mí, me sale y es como sufro, vivo y disfruto los partidos.

En el partido ante RFU, vuestra quinta falta cambió el partido en la segunda mitad…

Ese hecho nos condiciona nuestro tipo de juego. Estamos jugando un partido definitorio, casi una final, y obviamente teníamos que ir a todos los balones divididos con cautela, presionar dejaba de ser una opción porque sabíamos que ellos tienen jugadores muy fuertes en el uno contra uno y cualquier contacto podía ser falta. Por suerte tuvieron un doble penalti y lo detuve.

¿Qué significa enfrentarse a Brasil en el escenario de una Copa Mundial?

[Silencio] Ojalá sea un gran partido y ojalá nos lo podamos llevar. Esperemos que sea un gran espectáculo ya que nos vamos a encontrar con el mejor equipo de este torneo individualmente. Como ante RFU, habrá que anular a sus mejores jugadores y aprovechar las ocasiones. Somos afortunados y es un sueño jugar en un Mundial ante Brasil.

Ganasteis a RFU tras hacerlo en la final de 2016, y ahora llega Brasil, a la que vencéis en su país en las Eliminatorias de 2020…

Si sirve para sumarnos un punto emocional, viene bien, pero lo hecho en otros torneos no sirve de mucho. No es un partido más ni para nosotros ni para ellos. Toda persona nacida en Brasil o en Argentina tiene un extra ante este rival. Cualquiera que haya tocado alguna vez una pelota lo quiere jugar siempre.

Si un argentino no tiene ganas de jugar contra Brasil, mejor que deje el deporte…

¡Le quitamos el pasaporte! [Risas]. Es algo único, un sueño, así lo tomamos nosotros, con ganas, entusiasmo y motivación.

¿Os resta presión ser los actuales campeones?

No nos tomamos ser campeones como una presión. Nuestro objetivo sigue siendo intentar hacer todo lo posible partido a partido para acercarnos a la final. Tratamos de usar lo refuerzos positivos y no sumarnos presiones externas que afecten. Somos jugadores que la gran mayoría ya ha jugado Mundiales y sabemos que la cabeza en este tipo de torneos pesa y mucho.

Ferrao recibiendo de espalda, los disparos de Rodrigo, la magia de Pito y Leozinho… ¿Cómo se afronta desde la portería el arsenal ofensivo de Brasil?

Con Brasil planteo siempre los partidos de la misma manera. Sabemos que cada pelota y cada ataque lleva peligro. Al final es lo mismo que nos pasó ante la RFU con Robinho, Chishkala, Eder Lima… Son selecciones con las que no te puedes relajar ni un segundo. Cada minuto cuenta y cualquier mínimo relax se puede pagar muy caro.

En la edición de 2016 fuiste elegido el mejor portero, ¿cómo de importante era para ti mantener el nivel en este Mundial?

Mi objetivo es poder ayudar al equipo, estar bien. Eso me genera satisfacción y no los premios individuales. Trabajo, entrenó y me preparé antes del torneo para ello. Quiero que mis compañeros tengan la confianza de jugar y saber que ante cualquier cosa que pase voy a responder por ellos.

¿Qué supondría volver a quedar campeón del Mundo?

[Suspira] Vamos a ir partido a partido, ¡qué nos queda Brasil! [sonríe]. No quiero pensar más allá, sería equivocado hacerlo. Esta es la filosofía que nos trajo hasta aquí, la que nos hizo ganar el Mundial en 2016 y la que queremos mantener dentro de la estructura de la selección.

CALI, COLOMBIA - OCTOBER 01:  Argentina players celebrate victory at the final whistle during the FIFA Futsal World Cup final between Russia and Argentina at Coliseo el Pueblo on October 1, 2016 in Cali, Colombia.  (Photo by Jan Kruger - FIFA/FIFA via Getty Images)