El Programa Campus de la Fundación FIFA se ensaya en Armenia

11 may. 2021
  • Esta nueva iniciativa ofrece a jóvenes de entornos desfavorecidos la oportunidad de jugar al fútbol

  • Su misión es movilizar el fútbol como instrumento para lograr un cambio social

  • 100 niños participaron en las instalaciones del Campus de la Fundación FIFA en el Centro Técnico de la Federación Armenia

La semana pasada se presentó en Ereván (Armenia) el Programa Campus de la Fundación FIFA, una nueva iniciativa mundial que ofrece a niñas y niños de entornos desfavorecidos la oportunidad de jugar al fútbol y desarrollar su aprendizaje personal y social en un entorno seguro durante las vacaciones escolares.

Movilizar el fútbol como instrumento para lograr el cambio social y mejorar la vida de los jóvenes, contribuyendo al mismo tiempo a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas (ODS), es fundamental para el trabajo de la Fundación FIFA. Esta idea se puso en práctica durante la semana que duró el Campus de la Fundación FIFA, en el que los niños pudieron aprender tanto dentro como fuera del terreno de juego.

Así, a lo largo de siete días esta actividad reunió a niñas y niños de orfanatos, familias desplazadas, minorías nacionales, y algunos con discapacidades mentales, en las instalaciones específicas del Campus de la Fundación FIFA, en el Centro Técnico de la Federación Armenia de Fútbol.

Expertos técnicos de la FIFA, entrenadores de fútbol base de la Federación Armenia y jóvenes líderes de las comunidades locales los entrenaron dentro de la cancha en sesiones futbolísticas de alta calidad. Fuera del campo, participaron en juegos y actividades especialmente diseñados, dirigidos por expertos de UNICEF, UNFPA, ACNUR y la ONG nacional My Forest Armenia y centrados en la salud mental y la resiliencia, la igualdad de género y la nutrición saludable, el fútbol como herramienta de integración y el cambio climático.

Además, en colaboración con el Ministerio de Sanidad armenio, se efectuaron reconocimientos médicos básicos con sus correspondientes seguimientos durante el programa y se tomaron todas las medidas necesarias, incluidas pruebas periódicas de COVID-19, para garantizar que las actividades se desarrollaran en un entorno seguro.

En las sesiones especiales de fútbol, dirigidas por el director ejecutivo de la Fundación FIFA, Youri Djorkaeff, se prestó una atención especial a cada niño, proporcionándole estímulos. A estas sesiones se incorporaron los mejores jugadores de las selecciones masculina y femenina de Armenia, David Yurchenko, Alexander Karapetyan y Kristine Mangasaryan, que sirvieron de inspiración a los 100 niños participantes al compartir con ellos consejos de fútbol, trucos e historias personales, además de explicarles cómo podían utilizar estas habilidades fuera de la cancha.

El director del Departamento de Arbitraje de la FIFA, Massimo Busacca, entrenó a los niños en una sesión sobre el respeto y el juego limpio en la cancha, insistiéndoles en la importancia de llevar esos valores consigo a lo largo de la vida.

Los niños también tuvieron la oportunidad de visitar un bosque nacional para plantar árboles y adquirir una comprensión práctica sobre la protección del medio ambiente. A continuación, pasaron un tiempo en un parque temático educativo que les permite descubrir diferentes profesiones y trabajos.

El colofón de la semana del Programa Campus de la Fundación FIFA fue un torneo de fútbol disputado en el Estadio Nacional de Fútbol de Armenia, en Ereván. Al final de la competición, todos los niños recibieron un diploma y regalos de Youri Djorkaeff; el presidente de la Federación Armenia, Armen Melikbekyan; el coordinador residente de las Naciones Unidas, Shombi Sharp; y la leyenda del fútbol armenio Khoren Hovhannisyan. El seleccionador nacional de Armenia, Joaquín Caparrós, entregó asimismo un diploma a todos los entrenadores de fútbol base y los jóvenes líderes.

Youri Djorkaeff se refirió de este modo al Programa Campus de la Fundación FIFA: “Ha sido una semana inolvidable, no solo por haber puesto en marcha el Programa Campus piloto, sino también porque hemos visto la influencia que puede tener. Las habilidades y los talentos que estos chicos han descubierto y desarrollado esta semana, a partir de nuestro trabajo dentro y fuera de la cancha, les van a servir en la vida. Han descubierto una nueva fuente de felicidad y alegría, el fútbol, y nuestro próximo paso será llevar este programa a otras comunidades de niños necesitados de todo el mundo y seguir utilizando el fútbol como fuerza positiva”.

Shombi Sharp, coordinador residente de las Naciones Unidas en Armenia, señaló: “La Fundación FIFA une dos elementos importantísimos que respaldan los Objetivos de Desarrollo Sostenible: uno es el papel del deporte en la consecución de los objetivos, y el otro el papel de apoyo a la juventud, nuestro futuro, para dar soluciones a las dificultades que afronta hoy en día. Para nosotros ha sido estupendo poder asociarnos con la Fundación FIFA y ya estamos deseando repetir”.

La visión de la Fundación FIFA consiste en lograr el cambio social a través del fútbol e inspirar a la humanidad para avanzar hacia un mundo más saludable, justo e inclusivo. El Programa Campus de la Fundación FIFA se compromete a formar a los campeones del mañana dentro y fuera del terreno de juego y cree que las actividades extraescolares brindan la oportunidad de dar a los niños la posibilidad de soñar y alcanzar su pleno potencial.

En breve ofreceremos más noticias sobre el Programa Campus de la Fundación FIFA y los países participantes.