Siete partidos en 70 años de Maracaná

  • Maracaná albergó su primer partido hace exactamente 70 años

  • Recordamos 7 de los encuentros más importantes jugados allí

  • Pelé, Romario y Neymar, entre los grandes protagonistas

Brasil 1-2 Uruguay

Partido decisivo de Brasil 1950

Uruguay +1; Brasil +11. La diferencia de goles de ambas selecciones tras sus dos primeros partidos de la liguilla, contra España y Suecia, lo decía todo. Brasil tenía un combinado excepcional, el factor campo a su favor, y solamente necesitaba un empate para levantar el Trofeo de la Copa Mundial de la FIFA™ por primera vez. Es más, la Canarinha iba ganando a falta de 25 minutos, pero después de empatar Juan Schiaffino, Alcides Ghiggia le arrebató la gloria otorgándosela a Uruguay.

“Sólo tres personas han sido capaces de silenciar al Maracaná: el Papa, Frank Sinatra y yo”. Alcides Ghiggia

Vasco 1-2 Santos

Torneo Robertão 1969

Eran más de las 23:00 de un miércoles, pero a nadie de los 65.000 espectadores presentes le preocupaba que tuviese que trabajar o ir al colegio al día siguiente. Aquel tanto condenó a la derrota al Vasco, pero por una vez, a sus acérrimos hinchas no les importó.

Todos habían acudido para ser testigos de algo histórico y, a falta de 12 minutos, Pelé se convirtió en el primer jugador de la historia en alcanzar los 1.000 goles en su carrera. El estadio de Maracaná estalló. Entre escenas de auténtico delirio, el juego tardó 25 minutos en reanudarse. ¡Qué noche la de aquel día!

“Ahora que todo el mundo está escuchando, ayuden a los niños, ayuden a los desamparados. Es mi único deseo en este momento tan especial para mí”. Pelé

Brasil 2-0 Argentina

Copa América 1989

Brasil llevaba 40 años sin ganar la Copa América. Su promoción de 1989 estaba siendo muy criticada. Sus dos delanteros, Bebeto y Romario, supuestamente se odiaban entre sí. Tras quedar segunda del Grupo A por detrás de Paraguay, las críticas arreciaron. Como contrapartida, Argentina había quedado primera del Grupo B, era la vigente campeona mundial y contaba en sus filas con el incomparable Diego Armando Maradona.

Sin embargo, ante más de 100.000 espectadores, Brasil ofreció una actuación estimulante y hegemónica. Bebeto marcó con una espléndida volea y Romario firmó un gol de oportunista en un triunfo por 2-0 que dejó maravilladas a sus víctimas. Uno de los mejores binomios ofensivos en la historia del fútbol acababa de nacer y, dos días después, ambos ayudaron a vencer por la mínima a Uruguay para poner fin a esas cuatro décadas de espera para alcanzar la gloria continental.

“Durante la Copa América, Romario vino y me abrazó, y dijo en tono bromista: ‘Tenemos que rematar esto’. Y lo hicimos. Creo que esa volea fue el mejor gol que marqué en mi carrera. Después del partido, Maradona me dijo que nunca había visto un gol tan bonito”. Bebeto

Brasil 2-0 Uruguay

Fase de clasificación para Estados Unidos 1994

Brasil corría un serio peligro de perder su preciado récord único de haber jugado en todos los Mundiales. Carlos Alberto Parreira, no obstante, se negaba a escuchar el atronador clamor popular que pedía el regreso de Romario, quien había estado apartado de la selección durante más de un año por motivos disciplinarios.

Sin embargo, un rosario de lesiones lo obligaron a ceder y convocar a última hora a O Baixinho para el choque decisivo contra la bestia negra brasileña, Uruguay. Es más, Parreira acabó incluyéndolo en su once inicial.

Y con 0-0 a falta de menos de 20 minutos, el partido, cómo no, quedó resuelto con dos goles tardíos del hijo pródigo de la Seleção. Brasil y Romario pusieron rumbo a Estados Unidos 1994, y el resto forma parte de la leyenda de los Mundiales…

“Dios envió a Romario a Maracaná”. Carlos Alberto Parreira

Brasil 5-0 Estados Unidos

Final de los Juegos Panamericanos 2007

Es cierto que Brasil también goleó a Estados Unidos por 4-0 en las semifinales de China 2007, pero acabó sucumbiendo en la final.

Y cuando se trataba de finales, la Seleção estaba acostumbrada a ceder frente a las Barras y Estrellas… Esta vez, sin embargo, Cristiane y Marta firmaron sendos dobletes en un electrizante triunfo por 5-0 sobre un combinado que contaba con Alyssa Naeher, Tobin Heath, Kelley O’Hara y Lauren Cheney (actualmente Holiday).

“Solamente nos dimos cuenta de la magnitud de lo que estaba ocurriendo cuando nos marchamos del vestuario. 70.000 aficionados estaban allí para vernos… fue indescriptible. Fue algo muy positivo para el fútbol femenino, y la victoria fue muy positiva para el fútbol femenino brasileño”. Marta

si2cbtk2ldoqkgng8vt5.jpg

Alemania 1-0 Argentina (tras la prórroga)

Final de Brasil 2014

El ambiente era electrizante. Innumerables argentinos poblaban las gradas de Maracaná, mientras que los brasileños iban ciegamente en contra de su eterna rival y apoyaban a los alemanes, sus verdugos en semifinales.

Un estrecho margen había separado a Alemania y a Argentina en las finales de México 1986 e Italia 1990, y la historia volvió a repetirse, con esa espléndida volea de Mario Goetze que lo convirtió en el primer suplente en marcar un gol que sirvió para ganar un Mundial.

“Me dijo: ‘Demuéstrale al mundo que eres mejor que Messi”. Mario Goetze, sobre lo que le dijo Joachim Loew cuando lo sacó al campo

Brasil 1-1 Alemania tras la prórroga (5-4 en los penales)

Final del Torneo Olímpico de Fútbol masculino Río 2016

Pese a enviar constantemente equipos repletos de estrellas, Brasil nunca había ganado el oro olímpico en fútbol. En Brasil 2014, Neymar se había perdido por lesión la derrota por 1-7 ante Alemania en semifinales, pero en Río 2016 se sacó la espina marcando el gol más rápido en la historia del torneo y transformando el lanzamiento victorioso en la tanda de penales de la final, en un día idílico para el fútbol brasileño.

“Es uno de los momentos más felices de mi vida. No puedo explicar lo feliz que estoy. Estoy emocionadísimo”. Neymar